Los tres puntos para mantener la confianza en pareja

anillo de compromiso, esposos felices



Cuando pensamos en confianza, es muy fácil relacionarla con aquella que se ofrece en cuestiones de fidelidad y lealtad entre dos que se aman.  Pero a decir verdad la confianza tiene que ver con mucho más cuando se trata de una pareja, aunque obviamente lo que más interesa es tener completa certeza de que esa persona a la que se le ha hecho vasija de nuestro amor, corresponda siempre de la misma manera.  Pero ¿realmente podemos esperar que esto se mantenga así por siempre?

Para ser honestos esa idea es absolutamente idílica, pues no hay nada en el matrimonio que se mantenga por arte de magia. En aspectos del amor, somos todavía muy perezosos, pues consideramos que el mero sentimiento es demasiado fuerte que puede contra toda adversidad, pero si esto fuera así, no existirían conflictos irremediables entre dos que se unieron en primer instancia amándose.  Por eso cuando decimos que el amor acaba, es verdad. Ya que el amor es una energía mas que una emoción, quien ha pensado lo contrario le ha abierto la puerta a su fuga.   Porque si hablamos de emociones y sentimientos, la constancia no hace parte de ellos. Debemos tomar en cuenta que somos nosotros quienes le damos poder y no viceversa, entonces comprendiendo esto, podemos entrar en una nueva etapa que nos pueda asegurar una prolongación de lo que queremos, tanto como nuestra responsabilidad y deseo nos lo permitan.  

Hemingway decía que para confiar en alguien, hay que confiar en él (ella).  Y bajo la primicia de que uno crea lo que cree, esto resulta ser ingrediente mágico que puede crear el por siempre que esperamos en las relaciones. 
"Si hay que confiar en él (ella)", entonces, la confianza es algo que depende de nosotros y no algo que venga de fuera. Y esperar lo contrario es tener duda, y la duda es una invitación a la desconfianza, y no hay nada más triste que una pareja alejada por esta y unos hijos afectados por las dudas de los padres.  

¿Entonces qué podemos hacer?  Trabajar en nosotros mismos. Ya mencionamos anteriormente que nos hemos vuelto muy perezosos a la hora de amar, damos por hecho todo en la relación, y ninguna relación se basa en lo ya sentado.  Parte del trabajo de amar en confiar, pero no una confianza ciega en el otro, sino en nosotros mismos, en qué estamos aportando nuestro 101% en la relación para que esta funcione lo mejor posible. 

Para ello aquí tienes tres puntos importantes para mantener la confianza:

  1. Haz tu parte.  Recuerda que estas en una relación, no compraste ningún servicio funerario a perpetuidad. Tanto tu casa, tu auto, tu computadora, no los adquiriste para nunca invertir más en ellos, tú sabes que necesitan mantenimiento, tu relación no es la excepción.  Si cada uno puede confiar en lo que le toca y corresponde al otro, tienen un paso asegurado.
  2. Siembra certeza y no duda.   Los celos son veneno para tu relación, recuerda esto: no es lo mismo imaginar que saber. Cuando tú imaginas lo peor creas lo peor, y no es magia, es resultado del esfuerzo que hacer para comprobar lo que hay en tu mente.  El mismo esfuerzo que pones en pensar mal, hazlo en sentir bien. Si tú estás haciendo tu parte, si tienes confianza en ti, puedes dar confianza y dejar que las cosas fluyan.
  3. Respeta. Para las personas inseguras es muy difícil no controlar todo del otro, pero por mucha urgencia que tengas de revisar su teléfono, su computadora y todo lo que se te ocurra, ponte un alto.  Puede que digas que si no hay nada que esconder, tu pareja no debe enojarse si registras sus cosas, y tienes razón, el asunto es con qué intensión revisas sus cosas, porque si vas con la creencia de que vas a encontrar algo comprometedor, lo vas a encontrar, y no porque exista, sino porque con tu inseguridad le darás un contexto diferente a algo completamente distinto.  Debes reconocer que tu pareja como tú, merecen espacio y privacidad.  Cuando se consigue esto, la otra parte sabe que confías en ella y la respetas, entonces puede pasar algo sorprendente como que suene su teléfono, le llegue un mensaje, y sin más tu pareja te pueda decir: "contestas o lo lees por mí por favor" ¡te quedarás en shock!   Habrás comprobado que la confianza hace milagros y que todo era más fácil de lo que habías creído. 

Pon en circulación estos puntos y verás un cambio favorable en tu relación.  




Dudas o comentarios son bienvenidos en nuestro enlace de contacto y por nuestras redes sociales.  



Lo más leído