Sismos ¿sabemos que hacer como familia?



.
Recientemente México volvió  a vivir un sismo de gran magnitud, justo ahora que estoy escribiendo esto, aún continúan los trabajos de rescate para salvar vidas en las diferentes ciudades que se vieron afectadas. 

Por el horario en que se presentó, muchos niños aún estaban en el colegio o saliendo de ellos, fue difícil para muchas madres controlar el pánico al no poder llegar a tiempo a recoger a sus hijos. Muchas de ellas al igual que padres, estaban en sus trabajos, por lo que no es difícil imaginarse la preocupación y la desesperación por saber de sus familias. 

Por eso te pregunto: ¿Está tu familia entrenada para vivir una situación semejante estando lejos nos de otros?  Porque generalmente hacemos simulacros o nos damos ideas, pero siempre pensando que una situación semejante nos tocará vivirla juntos. Sin embargo la vida nos muestra día con día que no todo esta basado en nuestros planes, y que hay que tener varios para saber enfrentar situaciones adversas. 

Debemos tomar en cuenta que las comunicaciones se vuelven caóticas, y que muchas veces es difícil poder comunicarse vía telefónica y hasta por mensajería móvil. 
Por eso es necesario que cada familia establezca sus códigos en casos de emergencia, como por ejemplo, establecer un lugar de contacto, si están separados y puedan tener un lugar de reunión que sea accesible para todos.  Usar un único número de contacto para no estropear la comunicación. Conocer los teléfonos de emergencia, hacer ejercicios para mantener la calma en este tipo de casos. En fin un sin número de cosas que cada uno pueda establecer para mantener en estado óptimo la comunicación y la integridad de todos.

Recordemos siempre los consejos para saber qué hacer  en caso de sismos:

ANTES
  1. En su hogar, determine los objetos que puedan convertirse en un peligro durante un terremoto, como, por ejemplo, cuadros, espejos, lámparas, macetas colgantes, etc. y reubíquelos o asegúrelos de manera que no puedan caerle encima de ocurrir un sismo.
  2. Practique simulacros de terremoto. Con anticipación, cada miembro de su familia, oficina o escuela debería saber dónde colocarse en caso de sismo; por ejemplo, debajo de un escritorio o una mesa fuerte.
  3. Conozca dónde y cómo cerrar el paso de la electricidad, el gas y el agua en los interruptores y tomas principales.
  4. Acuerde un teléfono de contacto fuera de la ciudad al cual los miembros de su familia puedan llamar para hacerles saber a los demás que están bien.
  5. Mantenga una reserva de alimentos no perecibles y agua potable para al menos 3 días.


DURANTE
En lo posible manténgase tranquilo y permanezca en el interior mientras dure el terremoto.
  1. ¡Échese al piso, cúbrase y agárrese! Dé solo los pasos que le permitan colocarse debajo de un lugar seguro, como un escritorio o una mesa resistente. Una vez allí agárrese con ambas manos de una pata.
  2. Manténgase alejado de ventanas, vidrios, espejos, puertas exteriores o paredes y de todo lo que pueda caerle como lámparas y muebles.
  3. Si no hay una mesa o escritorio cerca de usted, cúbrase la cara y la cabeza con sus brazos y agáchese lejos de ventanas y estanterías.
  4. Si usted está en…
  •  La calle: aléjese los postes y los cables eléctricos.
  • Un edificio: Métase debajo de una mesa o escritorio, alejado de ventanas y paredes exteriores. Permanezca allí hasta que haya pasado el movimiento. NO use los ascensores.
  • El interior de un lugar concurrido como un restaurante o un cine: Quédese donde esté. No corra hacia las puertas. Aléjese de las repisas que contengan objetos que puedan caerle.
  • Un carro en movimiento: Pare tan rápido como sea posible y quédese dentro del vehículo hasta que pase el temblor. Evite detenerse cerca o debajo de edificios, árboles, puentes o cables eléctricos. Luego, proceda cautelosamente, observando la carretera y los puentes para ver si tienen daños. Si tiene que salir, esté pendiente de objetos que caigan, cables eléctricos caídos y paredes, puentes, etc.

DESPUES
1. Si queda atrapado en los escombros:
• No encienda fuego.
• Trate de no moverse ni levantar polvo.
• Cúbrase la boca con un pañuelo o con su ropa.
• Dé golpes en un tubo o la pared para que los rescatadores puedan encontrarlo. Use un pito, si tiene uno. Grite sólo como último recurso, ya que al hacerlo podría tragar cantidades peligrosas de polvo.
2. Sepa que después de un terremoto, vendrán réplicas. Si el lugar donde se encontraba fue afectado por el primer temblor, evite volver a él. Estas réplicas por lo general son menos violentas que el terremoto principal, pero suficientemente fuertes para causar daños adicionales a estructuras debilitadas.
3. Verifique si hay lesiones. No intente mover a las personas que estén seriamente lesionadas, a menos que estén en peligro inmediato de muerte o nuevas lesiones. Si tiene que mover a una persona inconsciente, estabilice primero el cuello y la espalda, y luego pida ayuda inmediatamente. Si la víctima no está respirando, coloque cuidadosamente a la víctima en posición para administrarle resucitación de boca a boca.
4. Mantenga la temperatura del cuerpo de la persona lesionada con una frazada, pero asegúrese de que no se caliente demasiado.
5. Nunca dé líquidos a una persona inconsciente.
6. Si la luz se corta, use linternas de batería. No use velas ni fósforos en el interior después de un terremoto, ya que puede haber fugas de gas.
7. Inspeccione su hogar para ver si hay daños estructurales. Si tiene dudas acerca de la seguridad, haga que un ingeniero civil inspeccione su casa antes de regresar.
8. Limpie el suelo de medicinas, blanqueadores, gasolina y otros líquidos inflamables derramados. Si se detectan vapores de gasolina y el edificio no está bien ventilado, salga inmediatamente. Si siente olor a gas o escucha un sonido de silbido o soplido, abra una ventana y salga.
9. Corte la corriente eléctrica, si sabe o sospecha que hay daños. Cierre el suministro de agua en la toma principal si las tuberías de agua están dañadas. No baje el agua de los inodoros hasta que sepa que el alcantarillado está en buenas condiciones.
10. Abra los gabinetes con cuidado, ya que los objetos pueden caer de los estantes.

Como siempre lo importante es estar lo más prevenido posible y enseñar a nuestros hijos a actuar con conocimiento y tranquilidad. 

Con información de igepn.

Lo más leído