Las 5 cosas que tus hijos esperan de ti

padre pensando ser mejor


"Prudente padre es el que conoce a su hijo"
William Shakespeare 




Con frecuencia los padres se cuestionan un poco sobre su capacidad de manifestar eficientemente su paternidad en comparación de las madres, pero la verdad es que eso es un error, porque los hijos jamás, pero jamás queremos que nuestros padres sean o nos traten igual. 

Y para que nuestros queridos padres lectores, ya no se estresen si lo están haciendo bien o mal, aquí están las 5 cosas que los hijos (niños y adolescentes) esperan de sus padres, según la experiencia en las consultas privadas.  

  1.  Ser escuchados. ¿Eso también lo quieren de mamá?, si, pero contigo lo necesitan de forma diferente. Tus hijos saben que su madre los escucha, pero que son menos objetivas en ciertos asuntos. Hay muchos momentos (más de los que te imaginas) que tus hijos quieren contarte algo para obtener tu consejo, y el que tú respondas con un: "cuéntale a tu madre", no les sirve. Y no les sirve precisamente porque tu respuesta, tus palabras son las que están buscando.  Así que si cierras tus oídos, no creas que ellos irán donde mamá, en ciertos asuntos preferirán quedarse callados. 
  2. Ejemplo. La energía masculina es muy distinta a la femenina, tu energía prioritaria representa acción. Mamá les ofrecerá la creatividad y emotividad, pero eres tú quien les mostrará a llevar una idea a la realidad.  Por eso, es imprescindible que seas un ejemplo de efectividad. No esperes que tus hijos hagan algo si no ven un ejemplo en ti. Aunque estés pasando momentos poco productivos (en cualquier área) demuestra que no estás "derrotado". Esto a la par es una terapia para ti mismo y darte cuenta de que eres capaz de salir siempre avante. 
  3. Confianza.  Y no hablamos de esa de: "confío en ti, pero en tus amigos no".  Sino de la confianza que tú eres capaz de despertar en ellos.  Pensar, decir y actuar con congruencia te hacen un padre confiable, y si eres un padre confiable cumples con el segundo punto.  No sabes cuánto desmotiva emocionalmente a un niño/a, que darse cuenta y dar testimonio de que su padre no es confiable. 
  4. Ama y respeta a su madre.  Tanto si estás en pareja con la madre de tus hijos, como si no, para tus vástagos es muy importante darse cuenta y sentir que valoras la imagen de su madre. En este asunto que puede resultarte o no fácil de hacer, les estás enseñando, tanto si tienes hijos como si tienes hijas, a respetar y valorarse simultáneamente. Muchos conflictos en la vida adulta de tus pequeños pueden presentarse o no, de algo tan sencillo pero tan trascendental como el que respetes a su madre. 
  5. Cuídate. Fíjate que buenos son tus chicos que quieren verte y sentirte bien. En este punto es algo totalmente para tu beneficio, que como efecto secundario los hace sentir bien. Cuidarte represente para ellos, no solo que cuentes con una buena condición física, sino que mantengas una sana vida emocional. Si siempre estás enojado, fastidiado, aburrido, cansado; los afecta enormemente, sobre todo porque piensan que es a causa de ellos y eso los hace sentir culpables.  Así que ponerte atención no solo implica que pases tardes libres viendo fútbol con los amigos, o que pases horas en el gimnasio, sino que te brindes la oportunidad de atender tu vida emocional y espiritual. Recuerda que es por ellos, que es por ti. 


Sigue a PFHS  a través de las redes sociales, y mantente en contacto.  




Texto: Jacklyn Méndez.


Lo más leído